Cuerdas para Trabajos Verticales

Las cuerdas para trabajos verticales son un equipo de protección individual (EPI) homologado perteneciente a la categoría III. Al ser un EPI, las cuerdas para trabajos en altura deben superar el examen CE de tipo, ya que es un elemento destinado a proteger contra las caídas desde determinada altura. Las cuerdas homologadas utilizadas en los trabajos verticales forman parte de los equipos usados en el denominado Trabajo Vertical, actividad regulada legalmente por el RD 2177/2004 como “Acceso y Posicionamiento mediante Cuerdas”.

El trabajador tiene que realizar los trabajos verticales con dos cuerdas homologadas para trabajos en altura, una de trabajo, la cual lo sujeta y permite que esté en suspensión, y la otra sería de seguridad, que entraría en funcionamiento deteniendo la caída si la primera fallara. A través de la cuerda de trabajo se realiza el acceso al punto donde se va a desarrollar la actividad y también permite la salida del mismo. 

¿Quieres comprar cuerdas para trabajos verticales?¿Estás interesado en encontrar una empresa especializada en cuerdas de trabajos verticales? Los trabajos verticales deben realizarse con cuerdas homologadas. En esta guía encontrarás una gran variedad de cuerdas para trabajos verticales, así como recomendaciones y normativas correspondientes, ¡sigue leyendo!

86,70 823,65  IVA no IncluidoSeleccionar opciones

Diámetro estándar que asegura una buena prensión para facilitar las manipulaciones.

28,90 115,60  IVA no IncluidoSeleccionar opciones

Construcción con el alma de poliamida y la funda de poliéster con un trenzado específico.

119,69 239,38  IVA no IncluidoSeleccionar opciones

Las cuerdas Irudek Boa semiestáticas están compuestas por un alma o núcleo y una funda.

Características de las Cuerdas para Trabajos Verticales

Es muy importante conocer las características de las cuerdas para trabajos verticales si vas a trabajar con estas. La principal característica a saber de las cuerdas para trabajos verticales es que están compuestas de filamentos textiles que se trenzan. En función del trenzado, las cuerdas de seguridad son capaces de elongar más o menos. Se denomina cuerda a aquellas cuyo diámetro se encuentra entre 8,5 y 16 mm de diámetro. Los denominados cordinos son aquellos que quedan por debajo de 8,5 mm. Saber la composición de las cuerdas para trabajos verticales es fundamental para el trabajo en altura. 

La composición de las cuerdas para trabajos verticales es de materiales sintéticos como poliéster, poliamida, polietileno, polipropileno, dynema, kevlar, etc. En función del uso se deberá elegir aquella con una mejor proporción de materiales. Por ejemplo, si el trabajador va a utilizar las cuerdas para trabajos verticales en un ambiente húmedo, las cuerdas tendrán diferentes características.

Tipos de Cuerdas para Trabajos Verticales

Existen tres tipos de cuerdas para trabajos verticales: cuerdas estáticas, semtiestáticas y dinámicas. No obstante, son las cuerdas semiestáticas las que siempre se usarán en los trabajos verticales. Tienes que tener esto muy en cuenta para saber comprar las mejores cuerdas para trabajos verticales. 

La cantidad de filamentos y la manera en la que estos se encuentran trenzados en las cuerdas de seguridad es lo que hace que las cuerdas tengan una mayor o menor elasticidad. En este sentido, una cuerda para trabajo vertical se puede asimilar a la estructura de un muelle, pero realizada con material textil. Para una misma sección de cuerda, cuanta más fibra exista y más trenzada esté la misma, mayor elasticidad presentará dicha cuerda.

No es aconsejable el uso de cuerdas dinámicas enfocadas principalmente al entorno deportivo, ya que estas son capaces de absorber hasta caídas de factor 2 gracias a su gran elongación. Lo habitual es que el diámetro de las cuerdas para trabajos en altura sea de 10,5 mm, ya que es el diámetro que más encaja en la mayoría de equipos de regulación de cuerda.

La evolución en los últimos años de los trabajos verticales ha conllevado a que los trabajadores utilicen accesorios para las cuerdas, tanto en elementos de protección de estas como elementos que ayudan en el día a día de los trabajos, como abrazaderas para los protectores, cintas planas, etc. Estos son los accesorios más demandados para las cuerdas utilizadas en trabajos verticales:

6,72  IVA no IncluidoAñadir al carrito

Abrazadera universal para asegurar diferentes protectores de cuerda en una cuerda.

23,85 143,10  IVA no IncluidoSeleccionar opciones

Cinta tubular korda’s de 20mm.

39,90 266,00  IVA no IncluidoSeleccionar opciones

Cinta plana de 45mm Tubulares por su flexibilidad o planos por su mayor robustez

A continuación, nombramos las características principales de los diferentes tipos de cuerdas para trabajos verticales: estáticas, semiestáticas y dinámicas. 

Cuerdas Estáticas

Las cuerdas estáticas no se usan, en su mayoría, en los trabajos verticales. Estas cuerdas son trenzadas y sin camisa protectora, elaboradas con poco material y poco trenzado, lo que no le confiere prácticamente ningún nivel de elongación. Es muy susceptible a deteriorarse, ya que al no disponer de camisa, cualquier rozo, desgarro, agente abrasivo, etc. penetra directamente en el alma.

El uso habitual de las cuerdas estáticas es para elementos de amarres simples o dobles, con o sin absorbedor, enfocadas a un público objetivo de trabajos en altura en el ámbito de la construcción y con un coste muy reducido.

Cuerdas Semiestáticas

Las cuerdas semiestáticas son las apropiadas para el acceso al punto de trabajo y para progresar por ellas, tanto en ascenso como en descenso. Es decir, las cuerdas semiestáticas son las cuerdas más recomendadas para trabajos verticales. Los rangos de diámetros habituales son de entre 10 mm hasta 11,50 mm, y son las más usadas para el entorno laboral ya que disponen de características de durabilidad y resistencia adecuados. Dentro de todos los materiales usados para fabricar cuerdas, la poliamida es la más habitual.

Las cuerdas semiestáticas, así como las dinámicas suelen estar compuestas de funda exterior y trenzado interior, comúnmente denominado camisa y alma. Dentro de las semiestaticas tenemos las Tipo A y Tipo B. Las primeras son cuerdas para uso profesional con mayor nivel de seguridad para los trabajadores. Las segundas están un nivel por debajo de las anteriores y su uso está más encaminado a algunos deportes como espeleología. Ambas cuerdas para trabajos en altura están reguladas por la norma EN 1891:1998

Cuerdas Dinámicas

La fabricación de las cuerdas dinámicas es muy similar a las semiestáticas, con la salvedad de tener más cantidad de material (filamentos) y un mayor trenzado, posibilitando que estas cuerdas a través de su elongación absorban gran cantidad de energía, llegando incluso a absorber impactos de factor de caída 2. Este incremento de material respecto a las cuerdas semiestáticas para trabajos en altura también genera un incremento de coste.

Este hecho hace que las cuerdas dinámicas para trabajos verticales no se usen, ya que generan un efecto muelle del trabajador en suspensión, el cual se acentúa mientras más alejado de la cabecera este, no pudiéndose hacer los trabajos de manera correcta con el constante movimiento.

198,31 377,59  IVA no IncluidoSeleccionar opciones

Cuerda especialmente indicada para un uso profesional en todo tipo de  trabajos verticales y cuerpos especializados en rescate.

Las mejores cuerdas para un trabajo vertical

¿Cuáles son las mejores cuerdas para un trabajo vertical? Las cuerdas más apropiadas para trabajos verticales son las semiestáticas tipo A. No puedes olvidar que para una correcta elección se deberá tener en cuenta el uso que se le va a dar a estas, teniendo en cuenta si el uso va a ser frecuente o más bien puntual. La durabilidad de estas cuerdas para trabajos verticales depende también del trato que reciban y sus cuidados, ya que hacemos nudos, rozan con elementos, las podemos usar para elevar cargas, están expuestas a agentes meteorológicos…Las cuerdas para trabajos en altura se deben lavar para que mantengan su elasticidad, principalmente para mantener su nivel de elongación y, por tanto, de absorción de energía en caso de caída.

55,55 202,00  IVA no IncluidoSeleccionar opciones

Cuerda semiestática Ø10,5mm. Disponible en 50, 100, 150 mts a 1,11 €/m

Protectores para Cuerdas para Trabajos Verticales

¡No puedes olvidar el uso de protectores para cuerdas para trabajos verticales! El uso seguro de las cuerdas para trabajos en altura requiere el respeto de ciertas pautas básicas como: no sobrepasar su plazo de vida útil, no someterlas a la acción de productos químicos agresivos, mantenerlas limpias, no someterlas a calor o frío extremos, transportarlas y almacenarlas adecuadamente…

Las cuerdas para trabajos verticales no deben someterse a cargas de tracción sobre bordes afilados. En caso contrario, el uso de “protectores” para cuerdas para trabajos en altura es lo más adecuado, ya que son de los mejores aliados para evitar posibles roces incluso cortes.

Los protectores para cuerdas no quedan recogidos en ninguna normativa, existiendo mucha tipología de ellos, pero en ningún caso se debería usar mangueras de riego como elementos de protección. Estas no son adecuadas para su uso, ya que se pueden romper con relativa facilidad y por tanto ocasionar un accidente.

29,95  IVA no IncluidoAñadir al carrito

Protector de cuerda fabricado con funda flexible, anti-roce y anti-desgarros e interior de acero en espiral que sirve para proteger las cuerdas de los bordes afilados.

25,36  IVA no IncluidoAñadir al carrito

Protector de líneas de vida, fabricado en acero inox, ideal para la colocación en tejados, cubiertas, etc. donde se necesite proteger a las líneas de vida del desgaste por abrasión.

6,71  IVA no IncluidoAñadir al carrito

Protector de cuerda con capacidad para dos cuerdas, compuestos de dos capas de tejido y punto de fijación.

13,73  IVA no IncluidoAñadir al carrito

Base de anclaje de peso muerto para 2 personas.

6,74 9,57  IVA no IncluidoSeleccionar opciones

Punto de anclaje, rápido y fácil de montar. El sistema está diseñado sobre un carro y dispone de 6 contrapesos.

48,37  IVA no IncluidoAñadir al carrito

El EcoAnchor es un concepto de punto de anclaje relleno de agua, para cubiertas con inclinación de hasta 5º. Fabricado en neopreno resistente a la llama con refuerzo en nylon.

Normativa Cuerdas Trabajos Verticales

La normativa de las cuerdas para trabajos verticales aparecen en el Real Decreto 1407/1992, por el que se regulan las condiciones para la comercialización y libre circulación intracomunitaria de los equipos de protección individual (EPI), y el Real Decreto 1215/1997, por el que se establecen las disposiciones mínimas de seguridad y salud para la utilización por los trabajadores de los equipos de trabajo. Si vas a utilizar cuerdas para trabajos en altura también tienes que tener en cuenta las normas UNE, como EN 1891 sobre cuerdas trenzadas con funda, semiestáticas. Por otro lado, El RD 2177/2004 nos indica la disposición de estas en los trabajos de acceso y posicionamiento mediante cuerdas, la necesidad de que sean al menos 2 cuerdas (trabajo y seguridad) con anclajes de cabecera independientes.

Considerando lo señalado en la norma UNE-EN 1891, los dos extremos de la cuerda utilizada en trabajos verticales deben estar dotados de unas bandas externas sobre las que figure, de manera permanente e indeleble, un marcado que, además de ser conforme con lo especificado en el apartado 6.1.2 del presente manual, incluya la siguiente información: 

La letra A para las cuerdas de clase A o la letra B para las cuerdas de clase B, seguida de la indicación de su diámetro, en milímetros. El número de la referida norma europea: EN 1891

Respecto al mencionado marcado de las bandas externas de la cuerda, se debe tener en cuenta que este tipo de cuerdas para trabajos en altura se suelen comprar en rollos de 200 metros, por lo que si para su uso se cortan formando secciones, hay que mantener el referido marcado. Además del comentado marcado básico, la cuerda para trabajos verticales tiene que contar con la existencia de un marcado interno alojado en el alma de la misma, repetido cada 1000 mm como mínimo a lo largo de toda su longitud.

¿Tienes alguna duda sobre puntos de anclaje? ¡Escríbenos!

Nuestro departamento técnico se pondrá en contacto con usted, para poder ofrecerle la mejor solución y resolverle cualquier duda.

EPIShop

×